domingo, 25 de noviembre de 2012

Eliminar la violencia contra las mujeres


¿Qué haría falta para eliminar la violencia contra las mujeres? No serán suficientes las campañas de sensibilización, ni los datos estadísticos, tampoco el endurecimiento de las penas, ni mayores castigos para los violentos...

El problema está en la cultura. Vivimos en una cultura donde todavía se justifica la violencia, hay una  "violencia legítima". Y, sobre todo, es una cultura de la "posesión", de la "competitividad", donde ser agresivo es un valor.

Necesitamos aspirar a una cultura no violenta, donde la violencia nos produjera incluso un "rechazo visceral", donde lo importante no fuera acaparar (cosas y personas) y se dejara de ver a la pareja o a los hijos como posesiones. Donde las relaciones se construyeran en base al respeto y al trato en igualdad, no en competencia a ver quién tiene mayor cuota de poder sobre el otro. Donde fuera más importante la reconciliación que la venganza.

Sería necesario un cambio individual y un cambio como cultura porque la violencia no está solo en el hombre hacia la mujer, sino en el sistema social que nos presiona y deshumaniza a todos: los gobiernos sobre los ciudadanos, las empresas sobre los trabajadores/as, los mercados sobre todos...

Un mundo sin violencia es posible... si se convierte en una real aspiración para todos y todas.